Desde este lado

El drama de una posadeña que debió volver de Chajarí con sus tres hijos y busca donde vivir

Locales viernes 1 de julio de 2022

Ella es Ruth Carolina Bejarano, tiene 36 años y quedó sola al cuidado de sus tres hijos: Yonathan (17), Kiara (5) y Santiago (5 meses). Pide un lugar donde vivir.

Hace escasos 30 días, Ruth tomó la decisión de volver a su ciudad natal luego de intentar por años construir una vida junto a su pareja en la localidad entrerriana de Chajarí. Con él tuvo a dos de sus hijos, sin embargo, los malos tratos y el excesivo control, la obligaron, primero a mandar a su hijo Yonathan de regreso a Posadas en el mes de enero y finalmente, decidió el mismo camino para ella y sus hijos más pequeños.

Ruth conversó con Diario Lateral, y expuso su situación desesperante “Vine de Entre Ríos hace un mes. Me acabo de separar porque las cosas con el papá no andaban y la verdad es que estamos viviendo, prácticamente de favor en lo de mi familia. Necesitaría, realmente, una ayuda que me puedan dar”, exclamó la mujer.

Su actual refugio en el mundo, es el hogar de sus padres en el populoso barrio Prosol de nuestra capital provincial, pero la vivienda no cuenta con dimensiones que permitan acoger a 4 integrantes más; aunque el corazón sea grande “Quienes me están ayudando momentáneamente con mis hijos son mi papá y mi mamá con el tema de comida. Por ahora no puedo trabajar porque el bebé es chiquitito”, lamentó.

Ruth, agregó más detalles al drama que le toca vivir “Me fui a Entre Ríos hace siete años. Era un lugar donde no conocía a nadie, no podía salir de la casa donde estaba y bastante mal nos llevábamos con el papá”, explicó.

Continuando con su relato, Ruth expresó “Vivía encerrada, prácticamente no me dejaban salir y sentí que no era un aire para mí y para los chicos en realidad. Entonces decidí volver acá a Posadas”.

Sobre la consulta de cómo era la relación que mantenía con su ex pareja, respondió “Hubo violencia verbal constante, entonces vi que no era vida para mí y para los chicos y decidí volver a Posadas”, sostuvo, al tiempo que confesó haber puesto todas sus expectativas en poder salir adelante en esa provincia “Toda mi vida viví acá en Posadas, pero decidí irme allá para ver si tenía un mejor futuro para los chicos, pero nos fue bastante mal”, apuntó.

La joven madre, solicitó a quien pueda, que le brinde ayuda y asistencia en este momento delicado de su vida. Idealmente, poder construir una pieza para ella y sus tres hijos, en un segundo piso de la vivienda de sus padres, sería el mejor escenario. Sin embargo, la urgencia la apremia y advierte que lo que necesita hoy es un lugar para ubicarse en lo inmediato. En este sentido, Ruth reseño que “Tuve dos hijos con él. Hoy estoy necesitando que me ayuden en lo que puedan. Me gustaría poder hacerme una piecita para poder estar con los chicos, porque en la pieza en la que hoy estamos es poco el espacio, apenas podemos movernos”, remarcó.

Insistió en la real dificultad de poder acceder a un empleo por razón del cuidado que merece y necesita su hijo menor de apenas 5 meses de vida “Se me complica trabajar por el bebé que es chico, tiene 5 meses, entonces se me complica un poquito. Necesito si la gente me pudiera ayudar a poder construir una piecita sería perfecto para mí”, deslizó esperanzada.

Ante la posibilidad de acceder a la ayuda que, a diario, presta la provincia para mujeres que han sufrido violencia de género, tal cual la experiencia de Ruth, aseguró “Sí, la verdad que me encantaría. Sí, sí. Lo que fuese me encantaría. Necesito hoy mismo un lugar para poder estar con mis hijos. El lugar donde nos encontramos estamos apretados y es imposible vivir”, dijo.

Por último, Ruth accedió a dejar su número de WhatsApp +54 9 3456 62-1737 y agregó “para los que quieran ayudarme se los agradecería un montón, de todo corazón porque la verdad que realmente necesito”.