Desde este lado

Espionaje ilegal: La AFI de Macri investigó a 500 periodistas, académicos y empresarios

Nacionales viernes 5 de junio de 2020

Cristina Caamaño, interventora de la ex SIDE, realizó una nueva denuncia con documentación de espionaje ilegal masivo durante el gobierno de Macri.

“Siempre con posturas contra el Gobierno”. “Se opone fuertemente al kirchnerismo”. “Hay una (foto) con Estela de Carlotto”. “Se destaca que en FB la única pagina de políticos a la que le dio ‘Me Gusta’ es a la de Laura Alonso”. “Utiliza las redes como herramienta de viralización de contenidos feminista”. “En las elecciones presidenciales de 2015 apoyó a Cambiemos”. Estas frases figuran en algunas de las fichas de 403 periodistas que fueron espiados de manera ilegal durante el Gobierno de Mauricio Macri desde los sótanos de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI). Los datos surgen de una nueva denuncia de Cristina Caamaño, la actual interventora de la AFI, a partir de documentación encontrada en una de las tantas cajas fuertes que hay en la casa de los espías. Caamaño pidió que se cite a indagatoria a Macri y a sus jefes de inteligencia, Gustavo Arribas y Silvia Majdalani. A los periodistas se suman casi 100 dirigentes políticos, sociales y empresarios y datos de como se infiltró directamente una reunión de un partido político opositor.

Entre los espiados ilegalmente por la AFI macrista hay 403 periodistas, camarógrafos y fotógrafos que solicitaron acreditación para el G-20 a fines de 2018. No solo les revisaron las redes sociales y bucearon en Google sobre sus antecedentes sino que en las fichas se incluyeron referencias a sus ideas políticas y vínculos así como información irrelevante pero que no debe ser objeto de inteligencia sobre que tipo de publicaciones hacían. En muchos casos se destaca si eran más o menos cercanos al gobierno de Macri o al kirchnerismo. El espionaje fue masivo y para todos, tanto de medios y periodistas alineados con Macri como de críticos.

En la denuncia, la interventora Caamaño subrayó que “si un periodista es o no opositor del gobierno de turno no influye en lo más mínimo respecto a las condiciones de seguridad que debían brindarse desde el Estado nacional para llevar a cabo un evento internacional de la envergadura del G-20. Lo mismo respecto a si el periodista publica o no fotos de sus viajes en Instagram o a quien sigue en Twitter, o si milita en el movimiento social ‘Ni Una Menos’”.

Por ARI LIJALAD Fuente: El Destape

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto: