Desde este lado

Milei le pide apoyo a los gobernadores en el Congreso mientras desfinancia a las provincias

Nacionales martes 2 de enero de 2024

A pesar de la reversión en Ganancias, la recaudación irá en picada de la mano de la caída del consumo. El efecto en las provincias y la experiencia que dejó el macrismo.

Por Rodrigo  Núñez

El presidente Javier Milei pidió el apoyo de los gobernadores para las propuestas que envió al Congreso con el fin de transformar la economía y eliminar el déficit fiscal. Sin embargo, los mandatarios provinciales se muestran preocupados por la caída de la coparticipación y la intransigencia de Nación para cambiar la matriz impositiva que permita sobrevivir a cada territorio.

En el cónclave del 19 de diciembre, el primero y único por ahora entre el flamante presidente y los mandatarios provinciales, la baja de la recaudación por la eliminación del Impuesto a las Ganancias fue uno de los temas de mayor preocupación de los gobernadores, algunos de los cuales plantearon la posibilidad de su “reversión” o reinstauración. Milei terminó asintiendo como moneda de cambio a la promesa de un ajuste que debería plasmarse en todos las jurisdicciones.

Algunos gobernadores, además, plantearon las dificultades que tienen sus provincias por la necesidad de reformular deudas en dólares con organismos internacionales, ante lo cual Milei ofreció seguir conversando y poner a disposición al equipo de la Secretaría de Finanzas para tratar el tema. Deuda en dólares originada, en buena parte, por el plan de desfinanciamiento que aplicó el ex presidente Mauricio Macri durante su presidencia.

De todos modos, tras la reunión, ocho gobernadores peronistas resaltaron en un comunicado la necesidad de buscar “herramientas de compensación” frente a la fuerte devaluación del peso y la “pérdida de recursos coparticipables”, aunque consideraron que “la reversión del Impuesto a las ganancias no sería el camino adecuado” sino la coparticipación “de un 70%” del impuesto al cheque. Sobre este punto surge la negativa del Poder Ejecutivo. “De ninguna manera” se va a “coparticipar el impuesto al cheque”, dijo el propio Milei.

El shock que se aproxima en las provincias

El Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf) calculó el monto y alcances del ajuste prometido por Milei en caso de eliminar la obra pública, la inversión real directa del Estado en las provincias, las transferencias hacia las jurisdicciones y la eliminación o venta de algunas empresas públicas. Esto implicaría, según el análisis del Instituto, llevar la inversión pública a los niveles del 2007.

Durante el macrismo, las provincias de la Patagonia sufrieron ajustes en las transferencias de Nación, recortes en la inversión, e incluso la eliminación de la obra pública en Santa Cruz por su enemistad política. Algunas jurisdicciones, como Tierra del Fuego, Chubut, Río Negro, y Neuquén tuvieron que endeudarse en dólares. 

De acuerdo a los cálculos del Iaraf, la magnitud del plan Milei, con especial incidencia en las provincias, sería el siguiente.

  • Las provincias dejarían de recibir 2,7 billones de pesos por transferencias no automáticas. Esta suma representaría una reducción real del gasto primario del 5,7%.
  • Con la eliminación de la inversión real directa, se reduciría el gasto en otro 12%. Las provincias serían las afectadas.
  • Con la posible eliminación de los subsidios energéticos, el ajuste cubriría el 80% de los recursos necesarios.

Cómo llegan las provincias a este momento

La recaudación de los niveles nacionales, provinciales y municipales es trascendente para la ejecución de las políticas públicas y suele verse afectada por  diversas razones. Los Recursos de Origen Nacional transferidos a las provincias representan una buena parte de los ingresos provinciales, ya que, en promedio, alcanzan el 70,3% del total de ingresos provinciales. Dentro de este universo, los de transferencias por Coparticipación son el 56,6% del total de ingresos provinciales.

La masa coparticipable bruta se conforma del 100% del Impuesto a las Ganancias (ley 20.628), del 89% del IVA (leyes 23.966 y 27.432), el 100% de los Impuestos Internos Coparticipables (ley 26.674), además de otros impuestos menores. Tomando en cuenta las transferencias de 2019, el 86% de las transferencias por Coparticipación se nutrieron del Impuesto a las Ganancias e IVA.

En noviembre de 2023 se observó un descenso de los Recursos de Origen Nacional de 12,7% en términos reales. En el mismo sentido, la Coparticipación Federal de Impuestos exhibió una caída de 12,8% interanual. Durante ese periodo, el IVA mostró una performance positiva mientras Ganancias redujo sensiblemente su recaudación en términos reales.

Producto de una sequía feroz, la situación de 2023 mostró un amesetamiento de la recaudación, en contraste con lo sucedido en 2022, de gran desempeño. Al considerar la situación provincia por provincia, todas exhibieron una caída en sus Recursos de Origen Nacional en términos reales en noviembre. Salta fue la más perjudicada (-14,4%) y el promedio del conjunto se situó en -12,7%.

Fuente: El Destape