Desde este lado

El Juez Jiménez citó para este lunes a María Ovando

Provinciales lunes 22 de febrero de 2021

Es en el marco del Hábeas Corpus presentado por Norita Cortiñas pidiendo la libertad de María hasta tanto la sentencia quede firme. La audiencia está prevista para las 11:00 horas y será por videoconferencia. “La única resolución válida es la libertad, todo los demás sería arbitrario e ilegal”, destacaron desde la defensa.

A casi cuatro meses de la condena y detención de María Ovando, y a casi tres de haberse interpuesto un Hábeas Corpus pidiendo su libertad, mañana el Dr. Cesar Jiménez – a cargo del Juzgado Correccional y de Menores Nº 2 – la deberá escuchar para dar cumplimiento a un requisito formal y obligatorio antes de resolver sobre este recurso. En un plazo no mayor de 48 horas debería responder al pedido que lleva la firma de Norita Cortiñas, Madre de Plaza de Mayo Línea Fundadora.

Así lo ordenó la Cámara de Apelaciones en lo Penal y de Menores hasta donde debió recurrir la defensa en queja por las arbitrariedades que cometió la jueza Correccional y de Menores Marcela Leiva, en cuyo juzgado recayó en primera instancia el Hábeas Corpus. Leiva había rechazado el pedido sin cumplir con los procedimientos que exige la 𝐿𝑒𝑦 𝑁º 23.098 que regula este recurso. Leiva estaba obligada a escuchar a María, pero rechazó el recurso sin citar siquiera a la audiencia prevista en la ley.

Este lunes 22 de febrero desde la 11 María asistirá a la audiencia convocada por el juez Jiménez, a través de una videoconferencia desde el Penal de Mujeres de Villa Lanús, en donde se encuentra alojada desde el 28 de octubre, fecha en que fue condenada a 20 años de prisión.

“𝑀𝑎𝑟𝑖́𝑎 𝑛𝑢𝑛𝑐𝑎 𝑑𝑒𝑏𝑖𝑜́ ℎ𝑎𝑏𝑒𝑟 𝑠𝑖𝑑𝑜 𝑑𝑒𝑡𝑒𝑛𝑖𝑑𝑎, 𝑑𝑒𝑏𝑖𝑜́ 𝑝𝑒𝑟𝑚𝑎𝑛𝑒𝑐𝑒𝑟 𝑒𝑛 𝑙𝑖𝑏𝑒𝑟𝑡𝑎𝑑, 𝑡𝑎𝑙 𝑐𝑜𝑚𝑜 𝑒𝑠𝑡𝑢𝑣𝑜 𝑑𝑢𝑟𝑎𝑛𝑡𝑒 𝑡𝑜𝑑𝑜 𝑒𝑙 𝑝𝑟𝑜𝑐𝑒𝑠𝑜, ℎ𝑎𝑠𝑡𝑎 𝑞𝑢𝑒 𝑚𝑖́𝑛𝑖𝑚𝑎𝑚𝑒𝑛𝑡𝑒 𝑙𝑎 𝑠𝑒𝑛𝑡𝑒𝑛𝑐𝑖𝑎 𝑠𝑒𝑎 𝑟𝑒𝑣𝑖𝑠𝑎𝑑𝑎” remarcó el Dr. Eduardo Paredes, uno de los abogados defensores de María.

María Ovando estuvo sometida a la causa judicial desde el 2015. Fue condenada a fines de octubre del año pasado a 20 años de prisión. Llegó al juicio en libertad, concurrió puntualmente a cada una de las citaciones judiciales. Desde la defensa remarcaron que su conducta procesal siempre fue intachable y que no existe en su caso ningún peligro de fuga que justifique la medida de privación de la libertad antes de que la sentencia quede firme.

El Dr. Paredes apuntó además que desde el momento en que se presentó el Recurso de Casación en contra de la sentencia y fue concedido por el Tribunal, la misma está suspendida por lo que la prisión preventiva de María deviene en arbitraria e ilegal.

La defensa debió recurrir al Hábeas Corpus tras el rechazo del pedido de excarcelación presentado horas después de conocerse la sentencia y de haberse ordenado el encarcelamiento de María. El tribunal que la condenó rechazó ese pedido “𝑝𝑜𝑟 𝑙𝑜 𝑞𝑢𝑒 𝑛𝑜𝑠 𝑞𝑢𝑒𝑑𝑎 𝑒𝑠𝑡𝑎 𝑖𝑛𝑠𝑡𝑎𝑛𝑐𝑖𝑎 𝑝𝑎𝑟𝑎 𝑟𝑒𝑠𝑡𝑖𝑡𝑢𝑖𝑟 𝑙𝑎 𝑙𝑖𝑏𝑒𝑟𝑡𝑎𝑑 ℎ𝑎𝑠𝑡𝑎 𝑡𝑎𝑛𝑡𝑜 𝑒𝑙 𝑆𝑢𝑝𝑒𝑟𝑖𝑜𝑟 𝑇𝑟𝑖𝑏𝑢𝑛𝑎𝑙 𝑑𝑒 𝐽𝑢𝑠𝑡𝑖𝑐𝑖𝑎 𝑟𝑒𝑣𝑖𝑠𝑒 𝑙𝑎 𝑠𝑒𝑛𝑡𝑒𝑛𝑐𝑖𝑎”, destacó Paredes. Para el abogado le queda ahora el juez Jiménez resolver y “𝑙𝑎 𝑢́𝑛𝑖𝑐𝑎 𝑟𝑒𝑠𝑜𝑙𝑢𝑐𝑖𝑜́𝑛 𝑣𝑎́𝑙𝑖𝑑𝑎 𝑒𝑠 𝑙𝑎 𝑙𝑖𝑏𝑒𝑟𝑡𝑎𝑑 𝑦 𝑡𝑜𝑑𝑜 𝑙𝑜 𝑞𝑢𝑒 𝑠𝑒 𝑟𝑒𝑠𝑢𝑒𝑙𝑣𝑎 𝑦 𝑛𝑜 𝑠𝑒𝑎 𝑙𝑎 𝑙𝑖𝑏𝑒𝑟𝑡𝑎𝑑 𝑒𝑠 𝑎𝑟𝑏𝑖𝑡𝑟𝑎𝑟𝑖𝑜 𝑒 𝑖𝑙𝑒𝑔𝑎𝑙”- advirtió.